Continúa el recogimiento en la Semana Santa de Aranda de Duero

Aranda | | publicada el 2 abril, 2010 a las 12:36 am

Fotografía: Alejandro Villalibre

Informa: Gloria Martínez

La crucifixión de Cristo es el tema central de la iconografía cristiana y especialmente de la católica. A Cristo se le infrigió el sufrimiento que correspondía a los esclavos fugitivos o en rebelión, condena romana pero de origen persa.

Este episodio de la vida de Cristo es el más estrictamente probado como hecho histórico y es además el principal  argumento de la redención de la doctrina cristiana: “La Sangre de Dios encarnado como hombre es derramada para la redención de todos los pecados”.

Y así, crucificado, con tres clavos, muerto, con la cabeza derribada sobre el hombro derecho y con la corona de espinas lo han portado parte de los más de quinientos cofrades que conforman  la hermandad del Santísimo Cristo del Milagro en esta fría noche de Jueves Santo en la capital ribereña.

Ha partido el cortejo de la parroquia de Sto. Domingo, como manda la tradición, a las 11 en punto de la noche; ni las bajas temperaturas que a esta hora ha registrado la villa arandina, ha impedido que la manifestación fervorosa de este día, uno de los que más brillan en el calendario cristiano, halla gozado de la participación de cofrades y espectadores; estos últimos locales y foráneos, no en vano la Semana Santa Arandina atrae a muchos visitantes venidos de lejos y de cerca, que aprovechan la coyuntura religiosa y turística de este enclave de la meseta castellana.

El recogimiento de la Semana Santa en Aranda de Duero se caracteriza por muchas tradiciones propias con una marcada impronta, por ello, un año más, al cruzar el arco que separa la plaza mayor con el margen derecho del Río Duero con la talla del Crucificado de la escuela castellana, el fervor de los asistentes se hizo notar rompiendo el silencio de la noche de Jueves Santo con una explosión de vítores y aplausos.

La hermandad del Santo Cristo del Milagro se funda a mediados del siglo XX, procesionando por primera vez, un año después de su formación, en el año 1952.

La procesión de los “Morados” ha contado con la habitual escuadra del ejército del aire que cada año custodia la imagen del Cristo pero que este año, por primera vez, ha  llegado como cabos gastadores cambiando el cetme por el pico y la pala. También un Jueves Santo más la Hermandad de Santiago y Cofradía de La Soledad de Burgos han acompañado a la hermandad arandina procesionando conjuntamente por las calles de la capital de la Ribera, participando así de la fe vivida esta noche del  jueves anterior al Domingo de Resurrección.

GALERIA FOTOGRÁFICA

Fotografía: Alejandro Villalibre

Fotografía: Alejandro Villalibre

Fotografía: Alejandro Villalibre

Fotografía: Alejandro Villalibre

Etiquetas: , , , , ,