Los pasos elevados se adaptarán

Aranda | | publicada el 10 octubre, 2010 a las 5:16 pm
Imagen de previsualización de YouTube

Informa: Alba Saiz

El 30 de octubre de 2008 entró en vigor una normativa reguladora de los pasos de peatones elevados, también llamados “guardias dormidos” o reductores de la velocidad, por la que no deben superar los diez centímetros de altura, tienen que construirse en hormigón o material asfáltico, con un máximo de cuatro metros de largo y unas rampas de subida y bajada de entre uno y 2,5 metros, dependiendo del límite de velocidad.

Por ello, y tras la denuncia presentada por el PP, y la inclusión de una cantidad en los remanentes del pasado año, la última Junta de Gobierno Local ha sacado a contratación estas obras de remodelación tras la elaboración de una memoria valorada de 75.000 euros para la realización estos trabajos, que incluirá 26 pasos de peatones.

De manera generalizada se adaptarán a la ley en la inclinación de las bajantes y las subidas y todos ellos están señalizados tanto horizontal como verticalmente con señales que adviertan a los conductores. Además, se va a contemplar la elevación de un nuevo paso de cebra en la capital ribereña, el que atraviesa la antigua Nacional Uno, a la altura del campo de fútbol y la ermita Virgen de las Viñas, donde se produjo un accidente mortal en octubre de 2009. Cada paso tendrá una actuación particular, pero no se realizará la adaptación en aquellos que confluyen con los carriles bici, como explica el portavoz municipal, Eusebio Martín.

En los proyectos de remanentes se incluyó una cantidad de 175.000 euros para la adaptación de pasos elevados y señalización horizontal, por lo que al valorarse en 75.000 euros esta primera tarea, el resto se va a utilizar para pintar el suelo de Aranda y señalizarlo adecuadamente.

Etiquetas: , ,