Un mercado más limpio los sábados antes de uno los domingos

Aranda | | publicada el 18 julio, 2010 a las 12:00 am
Imagen de previsualización de YouTube

Informa: Alba Saiz

El Ayuntamiento arandino, a través de la Concejalía de Comercio y Consumo, va a facilitar a los vendedores ambulantes del mercadillo semanal que mejoren la limpieza de este espacio, que se trasladó algo más de un año de la plaza mayor hasta la campa de las Dominicas, a través de dos medidas.

Por un lado a partir del sábado 24 de julio dispondrán de dos nuevos contenedores a su disposición para que depositen los restos de papeles, bolsas, cartones, etc. Además, se les va a dispensar unos sacos o bolsas a cada uno de los responsables de los puestos para que puedan depositar dentro la basura.

Unas novedades que llegan tras la reunión que mantenían los vendedores con la concejala de Comercio y Consumo, Noemí de la Cruz, por la preocupación de ambas partes derivada de la situación de suciedad que se daba cada sábado en la capital ribereña, mientras que ya tan sólo queda media docena de puestos por acreditar la documentación pertinente y el resto está al corriente del pago de los permisos.

Por otro lado, De la Cruz ha demandado a este colectivo que les traslade por escrito la proposición verbal que realizaban durante este encuentro por la que pedían la puesta en marcha de un segundo mercadillo semanal los domingos en la Avenida de El Ferial, con el fin de llevarlo a comisión informativa de su concejalía.

Fotografía: Iván Saeta

Un asunto de una envergadura tal, según la edil socialista, que requerirá un encuentro entre diferentes actores sociales, como son las asociaciones de empresarios, tanto comerciantes como hosteleros, así como las de vecinos y los cuerpos de seguridad. Esta segunda cita semanal con la venta ambulante supondría además de eliminación de puestos de aparcamiento y cambios en la circulación, un plus para el turismo, puesto que, recalcaba De La Cruz, “es un atractivo más para las mañanas de los domingos en Aranda”.

Los puestos, aún por determinar su número, serían para ciudadanos empadronados en la capital ribereña, tendrían de entre cuatro y seis metros, con amplios pasillos y las medidas de seguridad oportunas. En los mismos se podría incluir nuevos productos para la venta, como textil, antigüedades, libros, incluso, apuntaba la edil, se pondrían en contacto con la Asociación de Filatelia y Numismática para que entrara a formar parte de este nuevo mercado con sus sellos.

Etiquetas: , , , , , , ,