El exceso de conservadurismo amarga las Fiestas a la Arandina

Deportes | | publicada el 10 septiembre, 2011 a las 7:15 pm

Fotografía: Iván Saeta

Informa: Juan Pablo Berdón

A veces el fútbol es caprichoso y te quita en el último suspiro la victoria. Esto es lo que le pasó a la Arandina ante el Real Unión en un encuentro que tenía ganado pero en donde el exceso de conservadurismo jugó una mala pasada al equipo del Chino Zapatera. Cuando pasaban tres minutos del tiempo añadido un disparo de Angulo desde la frontal del área se convertía en el 1-1, haciendo volar dos puntos de “El Montecillo”.

El partido no fue muy vistoso para los aficionados, aunque ofreció intensidad y emoción, además de varias ocasiones claras de gol para las dos escuadras que bien podrían haber decidido el partido de uno u otro lado.

El Chino Zapatera se decidió por mantener la línea defensiva de la pasada jornada dejando en el banquillo a Carmelo. A pesar de la ausencia de uno de los jugadores con mayor físico del equipo, la Arandina no notó mucho las acometidas del Real Unión, considerado uno de los conjuntos más peligrosos del Grupo II en las acciones de estrategia.

La Arandina se contagió del juego directo de los irundarras, aunque cuando se puso a jugar con el balón  por el suelo se pudo comprobar que los blanquiazules tienen una gran calidad difícil de frenar.
A los 9 minutos Vergara estuvo muy cerca de adelantar a la Arandina, en una acción en la que no consiguió controlar el balón dentro del área robándole la cartera Otermin.
Un minuto más tarde, el turno fue para el Real Unión, en un mano a mano entre Angulo y Alex en donde el portero de la Arandina evitó el primer tanto de los guipuzcoanos.

El partido continuó por unos derroteros que no gustaba nada al técnico de la Arandina. El Real Unión a pesar de no tener el control del encuentro consiguió maniatar a una Arandina muy lejos de su mejor nivel.
Sin acciones recalcables o mejor dicho sin ocasiones manifiestas de gol se llegó al tiempo de descanso.

En la segunda mitad se vio a una Arandina muy diferente. El cuadro ribereño comenzó a mostrar su estilo de juego combinativo y muy pronto tuvo su recompensa.
Mendinueta a los 52 minutos estuvo muy rápido para desviar el esférico a saque de banda cuando Landáburu se iba a disponer a rematar.
La defensa del Real Unión comenzaba a tener graves problemas, mientras que la Arandina se encontraba cada vez más a gusto sobre el césped.
Tanto fue así, que un par de minutos más tarde iba a llegar el primero de la tarde.
Balón a Pacheta, que gana la posición en carrera a Santi Santos y aunque el jugador salense no consigue controlar el balón dribla a Otermin, poniendo en bandeja el gol a Joaqui que solo tiene que empujarla.
Con el gol llegó la tranquilidad a una Arandina que comenzó a ver pasar los minutos ante un inoperante Real Unión que tuvo algún atisbo de reacción con un remate de cabeza de Sellas que se marchó lamiendo el larguero.
Por su parte la Arandina, y debido a la salida de Carmelo a falta de 8 minutos para conclusión, cambió su propuesta siendo un equipo conservador, encendiendo la llama de la esperanza a un Real Unión desaparecido hasta ese instante.
En los últimos minutos de partido ese conservadurismo y esa falta de ganas de buscar la portería contraria, jugó una mala pasada a los blanquiazules.
Primero en una acción de Pacheta, en la que el delantero perdía el balón en un contragolpe claro de la Arandina, en una jugada por cierto muy protestada por el banquillo de la escuadra ribereña al considerar que el jugador perdió el esférico tras ser objeto de falta.
En la siguiente jugada iba a llegar el tanto del Real Unión. Cuando la Arandina estaba encerrada en su área esperando el final del encuentro iba a llegar el empate a uno. Fue una jugada de mala suerte, ya que Angulo se aprovechaba de un despeje de Carmelo para batir a Alex con un disparo desde la frontal del área pegado al palo.
Se escapaban dos puntos de “El Montecillo”, en un partido en el que el conservadurismo de la Arandina le jugaba una mala pasada, aunque para el Chino Zapatera en el campo se ganaron tres puntos, aunque el árbitro fue el encargado de quitarle dos. Palabras con la que el técnico blanquiazul intentó justificar un empate que dejó un sabor agridulce a los aficionados de la Arandina.

ARANDINA: Alex, Cristian, Koke, Manu Cabezas, Gabi, David Marcos, Joaqui (Carmelo, 82’), Landáburu, Pacheta, Diego Antón (José Ángel, 57’) y Vergara (Adri, 76’).

REAL UNIÓN: Otermin, Yuri, Gabarain, Mendinueta, Barranco (Infante, 68’), Sellares, Gorka Brit (Iker Alegre, 60’), Santi Santos, Angulo, Eneko Romo y Beobide.

GOLES: 1-0 Joaqui (54’); 1-1 Angulo (90’+);

ÁRBITRO: Víctor Gómez (Colegio Cántabro); Mostró tarjetas amarillas a: Manu Cabezas, Koke, Landáburu y Vergara; Santi Santos, Eneko Romo y Iker Alegre.

INCIDENCIAS: Estadio Municipal “El Montecillo” partido correspondiente a la 4ª jornada del campeonato de liga del Grupo II de Segunda B. Alrededor de mil aficionados.

Etiquetas: ,