Mejorando la calidad a través del control del oxígeno

Con nombres y apellidos (vino, gastronomía y turismo) | | publicada el 14 junio, 2010 a las 6:22 pm

Informa: Diariodelduero.com

Con el objetivo de mejorar la productividad y la calidad de los vinos, la asociación enológica de Ribera del Duero, Enoduero organizó en Aranda una demostración práctica del conjunto analizador de oxígeno, “Noma Sense”; una nueva herramienta de trabajo que acaba de llegar a España y que según el responsable de la empresa Nomacorc permite medir tanto el oxígeno disuelto en el vino en depósitos y en botellas como el espacio gaseoso entre el vino y el tapón.

Se trata además del primer método no invasivo por lo que no hay que quitar el tapón para ejecutar la medición. “Es una herramienta portátil y versátil y al no ser invasiva reduce el tiempo y los costes empleados en realizar pruebas de calidad. Da una información que hasta día de hora no había”, subraya.

Y es que, el control del oxígeno resulta determinante a la hora de elaborar vinos de calidad. “Hay que controlar cada etapa”, explica Sébastien Andrés quien sostiene que la mala gestión del oxígeno está detrás de muchos defectos del vino.

Así, la posibilidad de conocer la permeabilidad del tapón frente al oxígeno abre un nuevo mundo en la enología ya que los enólogos podrán incidir en la posterior evolución del vino una vez se embotelle; algo impensable hasta hace poco tiempo.

En la actualidad se comercializan en España dos modelos, el Prime, recomendado para bodegas cuyo precio ronda los 8.000 euros y, el Trace, que es más completo y que está dirigido a laboratorios especializados. Su precio es de 14.000 euros.

Etiquetas: , , , , , , , ,